El ciclo de encarnaciones de un psican en la novela humana varía de entre 600 a 700 vidas. (Ya que el tiempo es una ilusión, las vidas pueden ser simultáneas). Mirando el planeta en este momento (segunda década del S. XXI), notarás que la mayoría de los seres humanos aún están bien perdidos en el drama humano. Pero eventualmente el espíritu se cansa de ese drama, de andar saltando de cuerpo en cuerpo, de la limitación de la materia, del samsara, del amor negativo y del dolor. Estas son las almas viejas, aquellas que se están acercando al fin de su ciclo de encarnaciones; las que ya anhelan regresar a Casa, a la Libertad que es su propia Naturaleza, e imploran que brille la Luz para poder hacerlo.

Algunos de los indicios de una alma vieja son el sentirse pesada, limitada, atrapada, desanimada, triste y sobre todo, cansada de vivir es este estado. (Nota que todo esto también se conoce como la Noche Oscura). Estas experiencias pertenecen al Ser, al psican, no al avatar. De hecho, es un cansancio de haber pasado por tantos avatares.

No hay remedio para estas experiencias de un alma vieja; es inherente al samsara que un espíritu se sujete a la materia. Se puede descargar un poco con CDT, pero la única solución verdadera es volver a la Luz, el “Enlightenment” (y eventualmente la Iluminación para regresar plenamente a la Esencia).

Comentarios

Comentario