Críticas y quejas son la changa loca parloteando. Resultan de un estado de ser de no responsabilidad por la propia realidad- experiencia (no reconociendo que se trata de una creación), conduciendo a la verbalización de ISH, invalidaciones y resistencias (changa loca desatada).

Las críticas y las quejas te conducen al drama, el camino opuesto a la obtención de resultados. Las críticas y las quejas son formas de energía negativa que conducen (al energizarlas) precisamente a donde no se desea, al tiempo que desenfocan la energización de los resultados deseados.

Las críticas y las quejas son una forma de evadir la responsabilidad culpando a otros, por lo que deben ser anotadas en la bitácora de (fallas de) responsabilidad.

La única solución a las críticas y las quejas es la acción, directa para remediar la situación, o comunicando a la instancia que puede remediarla. Si quieres mejorar algo, actúa o sugiere, sin drama ni amor negativo hacia la realidad de lo que es como es. No permitas que la situación negativa te desenfoque de los resultados deseados.

Como Esencia, TÚ eres el creador de todo. Cuando olvidas esto, niegas TU responsabilidad de haber creado algo tal como es, creando luego la opinión de que NDS (no debe ser) o que es malo, y otra ISH acerca de esa realidad.

Lo opuesto a las quejas y las críticas, el estado de Esencia, es la responsabilidad total por toda creación, con transparencia y Amor Absoluto.