La gratitud es una de las características de Pre-Esencia. Nace de manera natural conforme el ser va despertando y recobrando la vivencia de Quien Es, y es un recurso que el ser puede y debe aprovechar creando conscientemente la experiencia de gratitud con la intención de impulsar su despertar.

La gratitud es el reconocimiento, apreciación y retribución a la Esencia por todas y cada una de las cosas que has recibido gratuitamente en tu vida. En su nivel más básico, es la apreciación y celebración simplemente por existir. La gratitud genera energía positiva que, de manera automática, energiza más y más cosas positivas. Así que la gratitud es de gran ayuda para desarrollar el poder de manifestación, y ni hablar de la felicidad.

Lo opuesto a la gratitud es vivir refunfuñando o quejándose de la vida o de cualquiera situación que se presenta en ella. Lo opuesto a la gratitud es la resistencia, la energía negativa que energiza y manifiesta aún más aquello que se está resistiendo. Nota que, cuando te estás quejando o refunfuñando por algún aspecto de la vida, estás en víctima profunda.

Es una disciplina desarrollar la “Actitud de Gratitud”. Eventualmente, brotará naturalmente de lo profundo de tus entrañas. Es un estado espiritual auto generado, agradecer aún las cosas negativas de la vida, incluyendo el dolor. Recuerda que para un “master*” la vida tiene solamente dos modalidades: disfrute y aprendizaje, o retos a su voluntad y control de su actitud. De esta manera, un “master” mantiene siempre una actitud positiva en todas las circunstancias.

*Master: inglés para maestro, en este contexto se refiere a una persona que dominado un área u oficio.

Comentarios

Comentario